Banner130x400 1

Banner130x400 2

porNOV

Revista de Noviembre

Un corazón valiente. Leslie Ducruet Núñez, Directora Ejecutiva de la Fundación Amigos del Niño con Leucemia y Cáncer.

Leslie1Trabajar por el bienestar y la sanación de los afectados por el cáncer ha sido la intención de Leslie Ducreut.

 

Por: Isaac Castillero Wilson
Fotos: Isaac Castillero Wilson

 

 

Un ser de luz, una panameña a la que le encanta ser madre de dos hijos, Gil (27 años) y Omar  (24).  

¿Qué hacía antes de luchar contra el cáncer?
Soñaba con que la juventud panameña tuviera mejores oportunidades. A los 25 años era diseñadora de interiores (estudiada en Brasil) y era Directora de la feria Jamboree (hasta 2008); donde presentábamos las innovaciones culturales y tecnológicas.      

¿Cómo inició su labor de luchar contra ésta enfermedad?
Cuando a mi hija le diagnosticaron leucemia a sus cuatro años.

¿Qué impacto tuvo esta situación para su familia? 
Sentí un vacío. Acudimos al Hospital del Niño y vivimos lo difícil que era recibir los tratamientos.  

¿Qué la llevó a crear la fundación Fanlyc?
Querer ayudar. Recuerdo que la doctora Bélgica Moreno (miembro fundadora) me dijo en 1993, “aquí han venido muchos papás diciendo que quieren colaborar”;  eso me motivó a promover entre los padres del hospital que nos uniéramos para apoyar las familias.           

A la fecha ¿Qué le ha dejado está experiencia?
Presidí la fundación los dos primeros años y con el paso del tiempo tuve que dejar el trabajo, fue duro económicamente porque tuve que hacer sacrificios. Gracias a Dios, mi hija se curó y tuvo un tratamiento casi milagroso (sin fiebre y no se le cayó el cabello). Definitivamente es lección, el dolor se puede transformar en fe, esperanza y amor. Más han sido las alegrías que las tristezas.     

Ha luchado por miles de familias a través de Fanlyc ¿Dónde radica su fortaleza?
En el amor. Todo lo que tiene que ver con Fanlyc tiene esta expresión: “Amor más solidaridad, igual milagro” es nuestro lema. Me siento bendecida con esta oportunidad. 
 
¿Cuál es la realidad del cáncer en Panamá?Leslie2
Es una amenaza mundial, estudios determinan que una de cada seis personas padecerá cáncer. Panamá tiene buen servicio de atención; sin embargo, los niños no tienen cien por ciento el acceso a los tratamientos, porque no existen medicamentos ambulatorios o no cuentan con recursos para costearlos.     

¿De qué forma Fanlyc deja huella?
Atendemos 654 casos, pero cada año hay 150 nuevos. También hay un porcentaje de niños que fallecen. Nuestras instalaciones cuentan con 24 habitaciones para quienes vengan del interior puedan hospedarse mientras reciben sus tratamientos. La mayoría de los pacientes no tienen seguro social. Cada tratamiento se calcula en $50 mil.

¿Cómo han evolucionado?
El cáncer tiene que ver  mucho con nuestras decisiones; por eso, Fanlyc trata el tema  desde la prevención, promoviendo la buena alimentación, ejercitación física, manejo del estrés y espiritualidad.

¿Cuál ha sido la misión?
Desde que en 1995 nos establecimos como fundación, crear conciencia social y educar a la comunidad sobre el cáncer infantil, conectando la intención de participar como Amigos y Voluntarios. Atendemos necesidades como: medicamentos, trasporte, apoyo psico-social, alimentación saludable, educación a los niños con cáncer y sus familias, para mejorar su calidad de vida. Somos un instrumento. Cuando amas desinteresadamente, experimentas relaciones más satisfactorias. Amar es la actitud de demostrarlo.

¿Qué puede decir sobre los reconocimientos recibidos?
Son varios: Mujer del año, Mujer Meritoria por parte del consejo de la Municipalidad de Panamá, Mujer de éxito de la revista Glamour, Ciudadana Notable de la Comisión Nacional Pro Valores Cívicos y Morales. Son distinciones que uno no busca, pero han servido para que más personas conozcan de Fanlyc.  

¿Cómo van los preparativos de relevos por la vida?
Correr 24 horas sin parar es de locura, pero las personas lo hacen por una noble causa.   Es nuestra actividad cumbre. En Chiriquí será este 17 de septiembre, en Chitré el 2 de octubre y en Panamá el 15 y 16 de octubre. Lo importante es que une a la comunidad. En 2015 se recaudaron $600 mil. Ya en otros países sirve como modelo ante el éxito logrado. 

¿A dónde quisiera llegar con esta labor?
Queremos establecer centros en Chiriquí y Chitré e igualmente profundizar más en la parte educativa. Seguiremos siendo ese respaldo en los más necesitados.